Compartir

No son buenos tiempos para la escuadra de CS:GO de Immortals. Tras la polémica en la DreamHack de Montreal que terminó con kNgV y los hermanos Tales apartados del equipo, la escuadra no ha sido capaz de lograr un punto de estabilidad pasados ya algunos meses. Es por ello que el club brasileño, mediante su CEO Noah Whinston, ha anunciado que renuncia a participar en la ESL Pro League para la próxima temporada.

Tras tres temporadas en la EPL, Immortals logró en las dos primeras clasificarse para las finales, donde cayó en ambas ocasiones en fase de grupos. En esta sexta temporada la situación del equipo se ha traducido en un antepenúltimo puesto, pero no peleará en relegations por su plaza en la ESL Pro League Season 7.

Whinston aclaró que algunos de sus jugadores son todavía inexpertos, mientras que otros se encuentran teniendo problemas de visados, lo que les cierra las puertas a muchos torneos. Ahora se enfrentarán a una etapa de remodelación con la que volver a convertirse en uno de los clubes referencias en Norteamérica: “Prometo que saldremos de esta llegado el Major de Boston, planeando como lograr que Immortals vuelva a la cima“.

No hay comentarios

Dejar una respuesta