Compartir

The G-Lab Penguins 0 – ThunderX3 Baskonia 1

Tras siete intensas jornadas en la Superliga Orange, llega uno de los grandes momentos de la temporada, y no es otro que el vital clasificatorio español a Challenger Series. Sevilla será la ciudad que acoja la final el próximo domingo 26, pero antes de ello deben disputarse las semifinales entre los actuales mejores cuatro clubes del campeonato, y en este lunes 20 de marzo es el turno del enfrentamiento entre el líder y el cuarto clasificado, es decir, Baskonia contra Penguins. Baskonia partía como claro favorito, pero además de dicho rol deben adecuarse a su nuevo jungla Phurion tras la salida de Cinkrof.

El conjunto vitoriano comenzaba presionando muchísimo a su rival, dominando en las tres líneas, hasta que una brillante jugada con Dual le dio la primera sangre a Javaa con la que recuperar la línea. Algo de lo que se recuperaría enseguida Baskonia con una rotación a la bot lane donde caerían ambos miembros de los pingüinos y tiraban una tempranera primera torre, mientras que la Cassiopeia de PePii tumbaba al Vladimir de Krogshen. Un PePii realmente demoledor en el early game que se llevaría cinco importantes kills, siendo el terror de las teamfights.

El dominio de PePii era absoluto, y esto le permitía a Baskonia tirar torres como mantequilla, mientras que recibían poco o nulo daño en las suyas propias. La partida dio un pequeño giro cuando Baskonia conseguir derribar al Baron Nashor tras varios intentos, a lo que sumaban su tercer dragón de viento. Sin embargo esa presión la perdían tras dos fantásticas jugada de los pingüinos que se llevaban kills muy importantes con la que defender su base, empezando a potenciar al Vladimir de un hasta entonces desaparecido Krogshen.

Sería un simple espejismo, pues Baskonia iba a por un segundo Nashor que caería rapidísimo tras un dragón de montaña para el conjunto vitoriano. Nashor que además acababa en ACE a su favor y la posibilidad de cerrar la partida al minuto 34 para poner el 1-0 en una partida completamente destrozada por PePii (12/3/9) y Werlyb (7/1/5).

ThunderX3 Baskonia 2 – The G-Lab Penguins 0

Los pingüinos tiraron de carácter en la segunda partida, y fueron a castigar la posible debilidad de Baskonia como es Phurion (en términos de no estar tan acostumbrado al equipo). Chronos comenzó de manera magistral y Phurion perdía todos los campamentos, lo que le daba una enorme ventaja al jungla rival.

Rondando el minuto 10 tendríamos unos minutos de locura, en la que tras varios intercambios de líneas terminaban con buenas kills para Jin, que le daban la primera torre a los pingüinos, pero PePii, que ahora se intercambiaba con Krogshen a Vladimir con Cassiopeia, volvía a dominar al mid laner rival, a la par que Werlyb se hacía fuerte con Nautilus, que junto al buen trabajo de Jin y Chronos mantenían la partida igualada e intensa.

Baskonia se hacía fuerte en las teamfights con un PePii que volvía a ser temible, sin embargo eso lo aprovechaba Jin para tirar torres mientras el resto de miembros estaban ocupados, lo que iban abriendo la brecha para la ventaja de Penguins. Una brecha que se abriría con un Baron Nashor a su favor tras una gran jugada de Krogshen que volvía a despertar tarde, pero justo a tiempo para la posible victoria de su equipo.

Sin embargo a pesar de la ventaja, Baskonia se crecía con un demoledor Vladimir a manos PePiiNeRO (13/3/5), el absoluto protagonista de la serie, que junto a un sensacional robo de Nashor de Phurion le daban las herramientas al conjunto de vitoria para presionar, hacer daño y acabar remontando la partida para poner el 2-0 y acercarse a Sevilla.

The G-Lab Penguins 1 – ThunderX3 Baskonia 2

Los pingüinos se la jugaban en el todo por el todo en esta tercera partida definitiva. Debían mentalizarse, saber que un era posible, y ThunderX3 Baskonia presionar para no darle tiempo de reacción a The G-Lab Penguins y cerrar la serie para conseguir el billete a la final.

Comenzaban bien los pingüinos, Chronos y Krogsen se llevaban las primeras sangres sobre Phurion y PePii, lo que les servía para llevarse la primera torre, algo que respondería el conjunto baskonista con una doble de Phurion que también terminaba en torre de bot.

Chronos y Phurion eran los protagonistas del early game, y los pingüinos que farmeaban de manera muy rentable. Sin embargo varios fallos de posicionamiento hicieron que Werlyb y Phurion se colasen por la línea de bot hasta tirar el primer inhibidor al minuto 17, error grave que podría costarles mucho pues a Jin le costaba limpiar a los super minions.

Lejos de venirse abajo, los pingüinos se mantenían en la partida cumpliendo objetivos y farmeando mejor que Baskonia en todos los roles. Y con el paso de unos pocos minutos realizaron una sensacional teamfight en la zona cercana del Nashor que les regalaba el Baron, a la par que recuperaban el inhibidor perdido y ponía la partida muy a favor de Penguins. PePii ahora se encontraba perdido, y eso lo notaba el equipo.

Con esa presión se abriría una importante brecha en la base de Baskonia, que veía como perdía dos de sus inhibidores con una gran partida de la dupla danesa, además de Dual que ya brilló en la partida anterior. Una presión que no lograrían defender y tras un ACE con una gran jugada de Chronos y Krogshen, pondrían fin a la tercera partida con unos pingüinos que acortaban distancias y sumaban moral para la segunda partida decisiva.

The G-Lab Penguins 1 – ThunderX3 Baskonia 3

La cuarta partida comenzaría accidentada, pues un bug provocaría un par de remakes al inicio de la fase de picks y bans. Un bug que provocaría que, tras solucionarse en un principio, Falco acabara pickeando a Teemo. Tras la deliberación arbitral, conversaciones con ambos equipos, y probarse mediante capturas y audios que realmente existía ese bug y que afectó a más de un jugador, se decidió realizar un remake a partir dela tercera elección de Baskonia, es decir, reiniciando a partir de Brand. Finalmente Karma entraría por Brand, Nidalee por Graves y Kennen por Teemo en Baskonia, y Viktor por Syndra (baneada esta vez en segunda rotación) en el lado de los pingüinos.

picks4

Tras los retrasos pertinentes arrancaría la cuarta partida de la serie. Una partida que comenzaría dominando Penguins con un gran Chornos robando parte del campamento de Phurion, realizando dos buenos gankeos al top y al mid para llevarse la primera sangre y asistir a su compañero danés ante Phurion. El jungla de Baskonia se respondría aprovechando un error de Jin para recuperar la presión en la línea de top, que tras una rotación significaría la primera torre para Baskonia.

Los pingüinos harían lo propio en bot tirando torre, y le daba aun más libertad a Kog’maw y Lulu, destinados a dominar la línea. Tras lo cual, nuevos cambios de línea con intercambio de torres y kills para ambos equipos que mantenían la partida igualada. Una igualdad que solo se rompería tras una buena cazada a Krogshen que acabaría con dos kills y torre a favor de Baskonia, que ponía la balanza a su favor. Sin embargo la partida se pausaba, lo que podría beneficiar a los pingüinos.

La partida seguía alargándose en la que tres buenas jugadas en la zona del Nashor, uno defendiéndolo, y dos iniciándolo, acababa con buenas batallas para los pingüinos, aunque el Kennen de Werlyb se hacía fuerte y castigaba las primeras jugadas tirando torres. Aunque Penguins lograba meterse de lleno en la partida siendo Krogshen y PePii, de nuevo, los principales protagonistas de sus equipos.

Con todo a favor para una remontada de los pingüinos, un enésimo intento de Nashor, arriesgando ya mucho, acababa con un nuevo robo del Barón por parte de Phurion en la que además acababan con la vida de casi todos los miembros de Penguins. Una jugada que, al igual que en la segunda partida, provocaba que segundos después caería el nexo de los pingüinos que pondría el 3-1 en la serie, y Baskonia que cerraba el encuentro consiguiendo el billete para la gran final del clasificatorio, y estará el domingo 26 en Sevilla.

El martes 27 de marzo a las 18:00h, KIYF y Valencia C.F se enfrentarán por esa segunda plaza en otro partidazo que no pasará desapercibido para nadie.

No hay comentarios

Dejar una respuesta