Compartir

El Parche 8.12 de League of Legends supone, entre otras cosas, el intento por recuperar a Elise y Lee Sin, dos antiguos pilares de la jungla, que tras recibir durante las últimas versiones algunas mejoras insuficientes, vuelven a recibir buffs muy necesarios para intentar recuperar el prestigio perdido.

De ser dos de los campeones favoritos por la comunidad de jugadores, a estar prácticamente ausentes en el meta durante demasiado tiempo debido a que ambos campeones se quedaron atrás con respecto a otros más fuertes. Sin embargo, el último parche de Riot pretende fortalecer a estos campeones para que sean lo suficientemente poderosos para ganarse nuevamente el favor de la comunidad de League of Legends.

Pese a que durante el encuentro entre Griffin y Hanwha Life eSports del 12 de junio, SeongHwan optó por jugar con Elise (aún en su versión 8.11) demostrando una superioridad a lo largo de la partida, con una media de dos niveles por encima de Tarzan y su Camille, parece ser que la Reina de las Arañas sigue un peldaño por debajo a ojos de Riot.

Ni la actualización de Ecos rúnicos de la versión 8.10, ni las mejoras de la versión 8.11 parecen haber conseguido posicionarla a la altura de otros campeones actuales, situándola por debajo de la media de junglas con Ecos rúnicos, por lo que Riot ha añadido mejoras directas centradas en aumentar la velocidad de movimiento de su forma de araña (350 ⇒ 355) y humana (325 ⇒ 330), además del aumento del daño de su W como humana (55/95/135/175/215 ⇒ 60/105/150/195/240).

En cuanto a Lee Sin, lleva dos parches seguidos con buffs, sin embargo, las mejoras introducidas en la última versión no han sido suficientes para que Lee se recupere de los cambios al Tótem guardián, así que Riot vuelve a fortalecer al Monje Ciego reduciendo el enfriamiento de la W (14 s ⇒ 12 s) y aumentando el daño de la E (70/105/140/175/210 ⇒ 80/120/160/200/240).

 

No hay comentarios

Dejar una respuesta