Compartir

Ya se conocen los cuatro equipos que lucharán por dos plazas de la próxima LCS EU en el split de verano después de que Fnatic Academy dejara en la cuneta al PSG en un mejor de cinco, uniéndose así a Misfits Academy, Origen y Giants Gaming.

Con los proyectos futbolísticos a debate tras la catástrofe de Schalke 04 y PSG, las academias aprovechan sus últimas opciones de competición en Challenger Series para dar la sorpresa y colarse entre los mejores de la segunda competición más potente del viejo continente para así batir a los más débiles de la LCS.

El torneo de promoción, a doble eliminación, deja dos opciones a cada uno de los equipos para poder mantener o conseguir la plaza entre los mejores de Europa. Giants Gaming comenzará eligiendo rival entre las dos academias y el primer partido se jugará el próximo 6 de abril.

Con Kikis y Amazing, Fnatic Academy tuvo que llegar a la quinta partida para llevarse la serie ante un PSG que supone otro fracaso futbolístico en su llegada a la Challenger Series.

A pesar de los esfuerzos de Pilot y de Blanc, el PSG se vio superado por Fnatic Academy en el global de la eliminatoria. El adc del equipo francés dominó con Ezreal en la primera partida, pero Kikis respondió liderando a los suyos con una muy activa Akkali.

El punto de inflexión pudo estar en la tercera partida, donde después de un fácil Nashor, el PSG tiró la partida con una superioridad pasmosa con la que no supo cerrar el mapa. Fnatic, aguantando en su base, esperó lo suficiente como para aguantar al late y destrozar con el Viktor de Nissqy. Mentalmente el equipo de la capital francesa perdió muchas de las opciones de ganar, pero aún así siguió creyendo.

En la cuarta Blanc hizo lo que quiso desde el inicio y destrozó con una Syndra bestial (10/0/3) que lo hizo absolutamente todo. Nashor al 20 y partida al 25, un estompeo en toda regla que dejaba la situación en todo lo alto.

En la quinta y definitiva y con la tensión por las nubes, el PSG se llevaba las kills, pero Fnatic se centraba en objetivos y crecía cada vez más en oro. Con 10-2 en muertes favorables a los galos, Fnatic hizo el call decisivo y se sacó un sneaky Nashor que cambió la partida. La partida cambió, Fnatic llegó a hacer un segundo Nashor y ganó las dos batallas grupales claves para, con la presión y el bufo, cerrar la partida y meterse en la lucha con los mejores.

Ahora toca esperar los cruces, saber qué elije Giants Gaming y ver cómo se desenvuelven las dos academias ante los dos equipos españoles.

No hay comentarios

Dejar una respuesta