Compartir

Estamos en un meta para experimentar, para probaturas, para sorprender al rival con picks y posiciones completamente inusuales. La Grieta es una fiesta en cada encuentro, y en esa fiesta Fnatic ha sido el castigado en una composición muy arriesgada con triple support, cayendo ante un Misfits muy sólido y agresivo.

Taric para Broxah, Janna para Rekkles y Rakan para Hylissang eran los tres guardianes de la Kai’Sa de Caps, mientras sOAZ, que volvía a la titularidad, no se salía de los esquemas con Cho’Gath. Y de eso fue lo más potable de un Fnatic muy perdido.

Con solo una fuente de daño, Misfits tenía claro que debían ahogar a Fnatic, y no le daría descanso tratando constantemente invadir su jungla. Jugadas en las que la Lulu de Sencux y el Draven de Hans Sama se ponían peligrosamente por delante. Es muy difícil parar al ejecutor cuando se pone por delante, y más aun con las cárceles perfectas por parte de la Morgana de Mikyx, que también brillaba en el encuentro.

 

Al minuto 15′ ya estaban las líneas abiertas, y la brecha de oro se iba casi a los 10k. Un stomp que no iba a cesar a pesar de varios intentos de sOAZ, pero Fnatic era incapaz de responder a nada, pues Caps era el primer cazado en muchas jugadas. Draven sumaba 20.000 de daño al 25′, y poco después no tardaría en llegar la caída del nexo, lo que cerraba una victoria sencilla y muy aplastante de un Misfits que parece haber despertado, sobre el actual rey de Europa.

No hay comentarios

Dejar una respuesta