Compartir

Ni los mejores presagios, ni los power ranking más optimistas, podían hacer presagiar que H2k lograse plaza en playoffs. Con un equipo forjado de “lo que sobraba por Europa” tras reducir su presupuesto, el equipo comenzaba con un 1-7 que cumplía los pronósticos. Sin embargo H2k ha cerrado una segunda vuelta soberbia para dar el campanazo de la temporada y meterse en las finales, dejando fuera a equipos como Misfits o Giants.

El duelo contra ROCCAT fue de los más disputados de las últimas jornadas. El conjunto roccatiano dependía de sí mismo para volver a playoffs tras cuatro temporadas de vacío, pero también H2k, que podía hacer historia con su humilde roster. Lo que provocaba continuos intercambios de golpes de kills, torres y objetivos.

Comenzaba golpeando ROCCAT, tras un mal gank de Shook sobre Anivia que, tras sacarle la pasiva a la campeona, se daban la vuelta. Pero con los minutos, H2k empezaba a meter miedo por medio del Kassadin de Selfie, y tras girarse ellos en una teamfight conseguían un Nashor con el que abrir base.

La partida era un contrarreloj para ROCCAT, que no podía pelear pues el daño de la Jinx de Selfie era demoledor. Aun con el handicap, un desposicionamiento de Shook les permitía ganar un Dragón Anciano y alargar la partida a un momento en el que nada importase.

La partida llegaba al minuto 50′, y todo estaba por decidir. Aunque con H2k era el que proponía y controlaba el tempo de la partida. Finalmente, un Sheriff siempre muy protegido y causando enormes cantidades de daño desde lejos sentenciaron la última teamfight y la partida para alargar su racha positiva a un espectacular 7-3 y lograr el sueño de los playoffs. Y dejando a ROCCAT pendiente de que el Schalke 04 no diese la sorpresa ante Fnatic.

No hay comentarios

Dejar una respuesta