Compartir

Cuando parecía que G2 Esports enfilaba una de las victorias mas comodas del split hasta la fecha, Shock cambio el rumbo de la partida con una gran jugada con Skarner, un movimiento que cambió el choque y le dio la victoria en el late a H2K para igualar aún mas la EU LCS.

G2 Esports apostó por picks menos habituales en este meta (Maokai, Olaf e incluso Syndra) y consiguió una ventaja que parecia suficiente en el early. La presencia de Wunder en las 12 kills iniciales y la fedeada de Syndra parecian suficientes incluso para conseguir un perfect, pero precisamente fue Perkz el que se equivocó.

En una rotación que parecía bastante cómoda para los samurais, Perkz actuó de frontline sin esperar el flash+ultimate de Shock (Skarner) justo cuando el Nashor estaba disponible, acción que completó H2K con alguna kill mas hasta llevarse el bufo y comenzar a mejorar su condición de victoria.

Con Kog’Mar y Azir en la setup, H2K comenzó a recuperar los casi 10k por los que perdian y poco a poco con pequeñas escaramuzas y el bugo consiguieron quedarse solo 3k por debajo.

En el League of Legends un solo error puede costarte una partida que en más de 20 minutos tenías controlada en su totalidad. En las siguientes jugadas H2K siempre conseguía pequeñas ventajas (espectacular el daño de Sheriff) y de ahí mantuvo la partida hasta hacerse con bastante seguridad el Nashor y el Dragon Anciano en la misma jugada, un extra de bufos con el que finiquitó la partida.

Con esta victoria H2K iguala más que nunca la clasificación a falta solo de tres jornadas y provoca un quíntuple empate desde la sexta a la décima posición, llevando al limite la última plaza de los playoffs.

No hay comentarios

Dejar una respuesta