Compartir

Según fuertes cercanas a Slingshot Esports, la PEA (Professional Esports Association o la Asociación profesional de eSports) tiene planeado sancionar a todos aquellos equipos que participen en la ESL Pro League aun a pesar de aquellos jugadores que se han posicionado en contra de esta decisión sin entender por qué tienen que elegir entre participar en una liga u otra. Algunos hasta han declarado tener miedo de la inexperiencia de la liga y han reiterado que tienen derecho a elegir las ligas en las que jugar.

Después de que la Asociación Mundial de Esports declinara la oferta de promocionar la ESL durante las Finales Globales, se le ofreció lo mismo a la PEA con el objetivo de evitar que esto sucediera, pero la asociación decidió no aceptar dicha oferta.

La PEA comenzó en septiembre con siete equipos norteamericanos comprometidos con la misma, incluyendo a Team SoloMid, Team Liquid, Counter Logic Gaming, Inmortals y Cloud 9. Dicha asociación se comprometía a compartir el 50% de las ganancias y obtener beneficios de los jugadores como miembros de sus respectivos equipos. La PEA fue anunciada poco después de la WESA, comprometida con equipos del calibre de Fnatic, Natus Vincere, EnVyUs, Virtus.pro y G2.

Pero la PEA mira más allá y está planeando crear su propia liga. Junto con el resto de ligas, los equipos estarán invitados a participar en al menos tres competiciones online junto con la ELEAGUE. Por otro lado, el propietario de Cloud 9 declaró que el equipo participaría en un máximo de dos ligas. Esto cuestiona hasta qué punto puede servir este tipo de asociaciones.

No hay comentarios

Dejar una respuesta