Compartir

La fiebre por algunos títulos móviles es en muchos casos equiparable a la de los “títulos convencionales” que, históricamente, siempre han pertenecido al régimen de las consolas y PC’s. En occidente un claro ejemplo lo tenemos con Supercell y el éxito tanto de Clash of Clans, Clash Royale e incluso el recién llegado Brawl Stars. Esto ha llevado que, para revertir los excesos de esa fiebre, Tencent se haya visto obligado a limitar las horas de juego en King of Glory (王者荣耀), uno de sus títulos más populares.

Con más de 100 millones de usuarios activos mensuales en China, muchos de ellos jugadores menores de edad, la compañía propietaria de la propia Supercell y Riot Games (League of Legends) ante los peligrosos datos de adicción infantil a los videojuegos que no paran de levantar polémicas y estrambóticos casos de niños entre 11 y 12 años que se han gastado miles de dólares en skins, ha querido luchar contra esa adicción.

Por ello, los menores de 18 años solo podrán jugar hasta un límite de dos horas diarias, y los menores de 12 tan solo una hora al día, teniendo además prohibido el acceso a partir de las 21:00h. Una medida con la que Tencent espera revertir un serio problema que asola a la población China, pues un estudio de la Universidad de Hong Kong reveló que uno de cada diez menores padecen de algún tipo de adicción a los videojuegos.

 

No hay comentarios

Dejar una respuesta