Compartir

Blizzard no deja a títere con cabeza en el asunto de las trampas y hacks en Overwatch. La compañía no está dispuesta a permitir ningún tipo de trucos en su juego competitivo, y la muestra de ello es su purga masiva en China, cerrando hasta 4.200 cuentas permanentemente.

Desde su cuenta en el país asiático, anuncia la ola de baneos por el uso del popular truco conocido como “Watchover Tyrant”. Se trata de la tercera purga masiva realizada desde el lanzamiento del juego. Aunque en China, al menos, los hackeos muestran un problema muy grave entre la comunidad.

Según el usuario de Reddit Summon528, “se trata de un problema muy complicado“. Asegura que la aplicación Watchover Tyrant, que permite ver a los enemigos estén donde estén y a través de un radar incluido, es usada por hackers a los que pagan otros jugadores para que asciendan juntos en grupo en los rankings.

Después de la ola de baneos, el hacker ha ganado suficiente dinero como para comprarse otra cuenta y su cómplice no recibe ningún castigo. No estoy seguro de que Blizzard pueda resolverlo“, asegura Summon528.

La purga masiva ha generado una gran controversia y el debate sobre si las duras políticas de Blizzard hacen más daño que bien. Algunos puntos de este debate general hablan sobre los inconvenientes de publicar los números de baneos que realiza la compañía, revelando así los fallos en su sistema. Si interceden con cada acusación, están fomentando una caza de brujas entre los jugadores en su cruzada por la justicia.

 

No hay comentarios

Dejar una respuesta