Compartir
Overwatch League

La Overwatch League sigue dando pasos para cerrar todos sus participantes y comenzar una competición que pretende convertirse en un referente en el mundo de los deportes electrónicos. Para ello cuenta con grandes equipos como Cloud9 o Lunatic-Hai. Sin embargo, mientras unas cosas se solucionan, aparecen nuevos problemas por parte de la organización.

Blizzard ha anunciado que todos los propietarios de una de las plazas para poder disputar la Overwatch League tendrán que ser nuevas marcas. La explicación que ha dado la compañía es que quieren que sus equipos se hagan su propio nombre dentro de la competición y para diferenciarlos bien de otros proyectos de deportes electrónicos ajenos a Blizzard.

La Overwatch League es un esfuerzo completamente nuevo en los esports, combinando un nuevo IP con una estructura de equipos basada en la ciudad y otros componentes que lo distinguen fuertemente de otras iniciativas y programas en juegos competitivos”, dijo Nate Nanzer, comisionado de la Overwatch League, para explicar la decisión por parte de Blizzard.

Esto sería un golpe importante para compañías como Cloud9 o Inmortals o NRG que tienen una marca muy potente gracias a su participación en un gran número de disciplinas y con grandes éxitos en algunas de ellas.

De momento, no se conoce cuál será la respuesta por parte de los equipos y si finalmente accederán a las exigencias de Blizzard o tomarán la decisión de abandonar la Overwatch League dejando su plaza libre para la entrada de nuevos participantes y franquicias nuevas.

No hay comentarios

Dejar una respuesta