Compartir

Los cinco sets pasan a mejor vida en la renovada Superliga Orange de Clash Royale y es que la Liga de Videojuegos Profesional cambia en gran parte el formato con el que nació en su primera temporada, dando un salto hacia adelante para aligerar los encuentros y aprovechar para introducir el Rey de la Arena.

Con el paso de diez a doce equipos con la entrada de x6tence y Qlash, la LVP reafirma su apuesta por el videojuego de Supercell con partidos como máximo a tres sets que volverán a disputarse los domingos, el primero de ellos en el estreno este próximo 25 de noviembre.

Otra de las grandes novedades de esta tercera temporada pasa a ser el sistema de baneos, ya que ahora pasa a ser una decisión previa al primer set, por lo que ambos equipos deberán elegir una carta que ninguno de ellos podrá usar a lo largo del partido completo. Eso sí, ambos equipos podrían banear la misma carta al ser un secreto.

El estándar se mantiene en el resto de los baneos, ya que el equipo perdedor será el que decida después de cada set, qué carta tampoco podrá jugarse a partir de ese momento, por lo que en un tercer y último set podría llegar a haber hasta cuatro cartas inutilizadas.

Inclusión del Rey de la Arena

El cambio a Bo3 implica que si los dos equipos empatan en los dos primeros sets, los equipos se verán las caras en el Rey de la Arena, una modalidad que ha funcionado a la perfección en la Clash Royale League (Rey de la Colina) y que le aporta un grado extra de emoción a las partidas.

Al igual que se ha visto en la CRL, en el set decisivo (si hay empate previo), cada equipo pondrá a tres jugadores en la alineación y el jugador ganador seguirá compitiendo hasta que un rival logre batirle. Obviamente el campeón sera el primer equipo que logra vencer a los tres rivales.

¿Los playoffs?

Los dos primeros equipos en la temporada regular pasan directamente a las semifinales, mientras que los clubes de la tercera a la sexta plaza competirán para conseguir un puesto en semifinales en un Bo5 con Rey de la Arena en el quinto set.

Al recuperar el modelo del Bo5 en la fase final, obviamente se retoma el estilo de los bans de la temporada pasada, ninguno antes de empezar y uno por parte del equipo perdedor cada vez que pierda un set.

Con la vuelta de jugadores de primer nivel como zTeemper o Yeray, Vodafone Giants es uno de los grandes favoritos al título para refrendar su campeonato en la segunda temporada, aunque los actuales campeones de Copa (MAD Lions), Qlash, CREAM Esports, GA Esports y X6tence tendrán mucho que decir en su debut en la competición, donde Team Queso está llamado también a estar entre los mejores.

No hay comentarios

Dejar una respuesta