Compartir

Puede parecer que desde el pasado 23 de marzo no haya pasado realmente mucho tiempo, pero para Astralis han sido 169 días sin levantar ningún título. Algo inaudito en una organización que hasta no hace mucho tocaba plata en todo lo que participaba y estaba coronado como mejor equipo del mundo.

Esa racha llegó este domingo a su fin, cuando el conjunto danés se proclamó campeón del StarLadder Major 2019 disputado en Berlín. Lo que cortaba de raíz una sequía en Astralis que se ha prolongado a casi medio año, y embolsando en la organización los 500.000 dólares destinados al campeón.

Fue el 23 de marzo cuando Astralis levantó un título por última vez, concretamente en la BLAST Pro Series de São Paulo. Apenas unos días antes hacía lo propio en la colosal IEM Major de Katowice. Pero tras ello llegó un repentino cambio de ciclo que no muchos esperaban.

Llegaron las citas de las finales de ECS y ESL Pro League, a las que Astralis llegaba con la obligación de revalidar título, y no fue posible, como tampoco lo fue conquistar la ESL One de Colonia, o las citas de BLAST Pro Series de Miami o Madrid. En todas ellas, más pronto o más tarde, los daneses caían sin posibilidad de campeonar. Algo que ocurrió en lo que ya saben todos, el camino libre hacia un Team Liquid arrollador que conquistaba un torneo tras otro: la IEM Sydney, DreamHack Masters Dallas, y las mencionadas ESL Pro League y ECS que le hacían no solo llevarse el prestigioso (y millonario) Intel Grand Slam, si no que le subían al trono de Nº1 del mundo.

Con la mala racha llegada a su fin, y la ESL One de Nueva York asomando en el horizonte, ¿volveremos a Astralis recuperar su trono en CS:GO?

Compartir
Artículo anteriorLos jugadores con regates de 5 estrellas en FIFA 20, de Neymar a Ibrahimovic
Artículo siguienteEl regreso de Caserío Colesterol y Charca Chorreante, más cerca que nunca

No hay comentarios

Dejar una respuesta