Compartir

El pasado 15 de agosto la plantilla de Counter Strike de Fnatic sufría cambios tras el traslado de KRIMZ y flusha a GODSENT a cambio de twist y Lekr0. Las modificaciones hacían que el equipo decidiera declinar todas las invitaciones que recibía para participar a torneos y así centrarse en mejorar y construir de nuevo el equipo.

Ahora, con el ESL One de Nueva York tan cerca, donde Fnatic sí compite, theScore esports ha hablado con el líder del equipo, el sueco Dennis ‘dennis’ Edman, sobre los cambios en el equipo y el estado en que se encuentra Fnatic de cara a la próxima competición.

El cambio era algo natural ya que los resultados se estaban volviendo contra nosotros, así que empezamos a ver errores y fallos“, comentaba al ser preguntado por la salida de KRIMZ y flusha. “Creo que la salida de flusha si fue algo que nos impactó, ya que era el más positivo y el que mejor hablaba sobre el futuro del equipo“, respondía.

dennis también ha hablado sobre las nuevas incorporaciones y los motivos por los que fueron elegidos. “Lekr0 había probado en GODSENT ser alguien con mucho futuro en la competición así que fue una elección obvia. Y wenton es un jugador muy inteligente y calmado, con gran potencial y con el que es fácil jugar“, comentaba sobre sus nuevos compañeros.

El líder de Fnatic también ha hablado sobre los entrenamientos y scrims del nuevo equipo, ahora que además de tres estrellas consolidadas en CSGO tienen a dos jugadores novatos. “Realmente seguimos teniendo cinco estrellas, sólo que el mundo aún no las conoce. Entrenamos cada día y nuestro juego está empezando a ser muy bueno“, respondía.

Preguntado por la ausencia de Fnatic en los últimos torneos a los que había sido invitado, dennis quería dejar claro que querían tiempo antes de volver a escena. “Con tres nuevos jugadores no podíamos lanzarnos de lleno a hacer cosas“, comentaba.

La gran vuelta de Fnatic a la escena competitiva se producirá en el próximo ESL One de Nueva York, donde se enfrentarán en primera ronda a Virtus.pro, ganadores de la pasada DreamHack de Bucarest. “Siento que no tenemos nada que perder. Somos un equipo nuevo que ya está teniendo algunos buenos resultados online (en la ESL Pro League) pero no tenemos la presión de ganar. Eso vendrá en el futuro“, afirmaba.

No hay comentarios

Dejar una respuesta