Compartir

El evento internacional más importante en CS:GO ha llegado a su fin. Gambit e Immortals se enfrentaron en la final del PGL Major que nadie esperaba y han dado un espectáculo que un torneo de estas características se merece, finalmente se lo llevaron los de Zeus, tal como prometió en el 2016.

La final se jugó a tres mapas: Cobblestone, Train y un Inferno que fue el mapa decisivo del partido. Un tremendo encuentro por parte de Gambit acabó con las ilusiones brasileñas puestas primero en SK que cayó en cuartos y luego en Immortals en la propia final.

Cobblestone fue el mapa que eligió Immortals y en el que apenas dio oportunidades de llevarse rondas a su rival. Gambit agresivo en la zona de rampa de A y vacas pudo poner el 2-3 en el marcador tras la victoria en ronda de pistolas de Immortals. Sin embargo el punto de B se convirtió en un paseo para las entradas de los brasileños que llegaron a poner el 2-8.

Apenas pudo meter una ronda más el equipo kazajo en el resto de bando. Misma suerte corrieron en el segundo bando con un steel muy seguro parando los intentos de entrada en el punto de B por parte de Gambit.

La elección de Train por parte de Gambit confirmó la importancia de la fase de vetos en este torneo. Los de Zeus lograron poner un parcial de 6-1 en el marcador que les permitió afrontar con calma el resto de bando terrorista. Immortals despertó pero Zeus consiguió mantener vivo a su equipo en el partido evitando un clutch de boltz en la décima ronda y haciendo las rekills necesarias para la entrada a los puntos. Un AdreN estratosférico entró en los puntos como si de un matchmaking se tratara.

Un primer bando de 9-6 dejaba muy abierto el mapa hasta el empate a 9 que puso Immortals gracias a la ronda de pistolas y las ecos de Gambit. Fue en ese momento cuando mou despertó a su equipo dándole tres rondas seguidas. Los brasileños intentaron una anticuada cortina de humos sobre A que Dosia y los suyos superaron con facilidad. 16-11 e Inferno decidiría quien iba a ser el ganador del Major.

Empezó bien el mapa Gambit que ponía el 5-0 en el marcador gracias a una defensa agresiva de banana y un sólido mou con el awp en rodeo. Los brasileños cavaron su propia tumba ganando la sexta ronda y por tanto haciendo un reset al bonus de dinero que llevaban. 11-4 a favor de Gambit en el primer bando y visto para sentencia en la segunda parte del mapa.

El segundo bando volvió a ganar la ronda de pistolas Immortals lo que supuso un espejismo hasta que con el suficiente dinero la compra de Gambit se equiparó a los antiterroristas y logró meter un contundente 16-10.

Finalizó un PGL Major atípico con tres rookies en una final plagada de jugadores del 1.6. AdreN MVP merecido dio una auténtica lección abriendo el mapa en Train dando muchísima ventaja moral a su equipo el resto de la final.

No hay comentarios

Dejar una respuesta