Compartir
Faker récord lpl

El último miedo del sector era perder a Faker en el camino como referente del League of Legends en la última década, una pesadilla a olvidar tras uno de los grandes anuncios de este 2020, una renovación total en T1 (SKT) como jugador por tres años en la que se incluye un salto gigantesco en su carrera, ya que pasa a ser copropietario del club.

Faker seguirá tres años más como jugador de T1. Ese es el primer gran titular de la carrera profesional de uno de los más grandes, un ciclo gigantesco tras siete años en la élite que a priori le colocará en una posición para estar al frente del tricampeón del mundo al menos durante 10 años.

Tras años y mercados de fichajes de rumores interminables con posibles traspasos a China o Estados Unidos con una cifra mucho mayor para su bolsillo, Faker siempre eligió el escudo, su marca, el club que se lo dio todo y con el que se hizo grande. Y a partir de ahí la alianza de esta renovación, tres años más compitiendo y un nuevo despacho, el de copropietario.

Legado, pasión, victorias, eso ha sido siempre Faker durante su carrera y no quiere dejar de serlo: «Es mi octavo año como gamer profesional y no siento haber cambiado a lo largo de todos estos años. La manera en la que siento las victorias sigue siendo la misma y quiero más. Amo el simple hecho de jugar. Ganar un campeonato me parece algo natural. La pasión es un factor importante. Pienso en T1 cuando escucho la expresión ‘El mejor equipo del mundo en los esports’ y estoy confiado en que continuaremos con el legado«, todo aclarado durante el vídeo de su renovación.

Esto significa que habrá Faker para rato, incluso después de su retirada, ya sea como parte del ciclo para hacer aún más grande a T1 tanto dentro de la Grieta del Invocador como fuera de ella, donde siempre ha sido un auténtico icono ya esté haciendo un vídeo de coña con Bjergsen o jugándose un DuoQ con Tyler1.

Pese al dominio de la región china y la última caída en los Worlds 2017, nadie duda del talento y la ambición de Faker. Siete magníficos años y muchos más que están por llegar como jugador, además de como propietario de un equipo legendario. Un contrato que esconde una temporalidad vitalicia, y que podrían alargar su vida como jugador profesional.

Hay pocos jugadores como Faker, capaz de estar a un nivel estelar durante tantos años. Alguno puede superarle en algún pico de brillantez durante un Mundial, pero el ver a un jugador como él, es algo casi único: «Siempre he dicho que mi objetivo es ganar aún más pero el objetivo final es siempre dar lo mejor de mí mismo, jugar lo mejor que pueda. Tal y como haría Faker«.

No hay comentarios

Dejar una respuesta