Compartir

El primer duelo de este sábado 20 de noviembre era sin duda el partidazo de la jornada. Giants y Vitality se veían las caras en un primer gran re-encuentro. Djoko y Steelback se enfrentaban a Vitality; Giants a todo su cuarteto formado por Gilius, Jiizuké, Minitroupax y Jactroll. El morbo desbordaba por todas partes.

El conjunto malagueño controló el duelo en las primeras fases. Tras carrilear en el día de ayer, Jiizuké sufrió y mucho frente a un Giants que desarrolló un macro inconmensurable. El early game fue perfecto, con un juego muy bien ordenado repleto de rotaciones serias y estudiadas con Ruin omnipresente castigando en todas las líneas. Del coreano fue la primera torre que dominó al Gangplank de Cabochard en todo momento.

Sin embargo Vitality aguantaba y lograba rascar los dos primeros dragones de la partida, ambos de montaña. Con el paso de los minutos se hacían fuertes y paraban la bola de nieve de Giants. Ruin, que comenzó brillante, comenzaba a ser cazado y esto le daba a los franceses el poder llegar a sus mejores minutos de partida. Un conjunto acostumbrado a sufrir y remontar en la SLO. Dicho y hecho. Un Betsy desaparecido en los últimos compases y cometiendo errores de manual le dieron a Vitality la ventaja necesaria para remontar y en un par de minutos más cerrar el encuentro para sellar una semana perfecta en la que son líderes de la LCS. Minitroupax volvió a estar colosal, y apunta a uno de los grandes nombres propios de la temporada.

Compartir
Artículo anteriorJin Air tumba a SKT en una partida de récord
Artículo siguienteTeddy baste el récord histórico de minions

No hay comentarios

Dejar una respuesta