Compartir

El segundo día de la jornada 8 de la LCS europea ha abierto con único partido entre dos equipos que se jugaban el mismo objetivo. Partía por delante Misfits, quinto con 7-8 en el marcador, frente a un Giants que  traía una trayectoria bastante mala tras perder cuatro partidos seguidos.

Empezó mejor Misfits, que aprovechó un error de Djoko para conseguir la primera sangre. Alrededor del minuto 12, consiguieron el Heraldo de la Grieta, cuya mejora usaron con inteligencia para abrir toda la línea superior de los gigantes hasta la base. de Sin embargo, la ventaja no les duraría demasiado.

El punto de inflexión tendría lugar en el minuto 17. Maxlore intentó cazar al jugador de apoyo contrario, pero Djoko reaccionó bien para impedirlo. La pelea de equipo fue inevitable, y Giants la jugó mejor. Con los asesinatos sobre Mikys, Hans Sama y Maxlore el marcador de oro dio la vuelta, y Misfits ya no volvió a la partida. El que ni siquiera estuvo en la partida fue Mikys, que mostró síntomas de malestar físico y tuvo una actuación más que discutible.

La partida de los gigantes fue muy seria como equipo. Las rotaciones les dieron siete torres, un inhibidor y un Nashor sin apenas pelea. En el minuto 30 la diferencia de oro era de 10K y, llegados a ese punto, Giants solo tuvo que presionar. El daño que aportaba Caitlyn era suficiente para mantener a raya a Misfits, que solo intentó luchar una última vez antes de ver su base caer.

Con este resultado, Misfits y Giants empatan 7-9 en el marcador, pero los segundos se ponen adelante por la ventaja en los resultados particulares.

Compartir
Artículo anteriors1mple es baja para las finales del WESG
Artículo siguienteRoccat se suma a los playoffs y Splyce va a por la primera plaza
Periodista a tiempo parcial. Friki a tiempo completo.

No hay comentarios

Dejar una respuesta