Compartir

La NBA de la pasada madrugada tuvo un toque muy especial. Y es que en el último partido de la noche que enfrentaba a los Golden State Warriors contra los Dallas Maverick en el Oracle Arena, fueron presentados los Golden Guardians, la división de League of Legends de los Warriors que defenderán sus colores en la LCS norteamericana.

Lourlo, Contratz, Hai, Deftly y Matt compartieron cancha durante unos instantes con jugadores de la talla de Klay Thompson o Kevin Durant, no así de un lesionado Stephen Curry, bajo la atenta mirada de alrededor de los 20.000 asistentes que asistieron al Oracle esta noche.

 

El encuentro no deparó grandes sorpresas y los Warriros dieron caza en la clasificación a los Rockets, tras una nueva exhibición de Kevin Durant, anotador de 36 puntos en la victoria 112-97 contra los Maverick.

Aunque antes los miles de asistentes y espectadores fueron además testigos de un nuevo ejercicio de visibilización de los eSports dentro de los deportes convencionales, una unión cada vez más común a la par que, para muchos, necesaria.

No hay comentarios

Dejar una respuesta