Compartir

Penguins le ha dado un vuelco a las predicciones ante KIYF en una jornada combulsa en la Superliga como propone el actual parche del videojuego de Riot, una propuesta en la que se ha notado que las primeras jornadas están potenciando las sorpresas y, sobre todo, el espectáculo.

Si te has perdido el segundo día de la tercera jornada de la Superliga Orange de League of Legends tienes que entrar de lleno en el primer mapa entre KIYF y Penguins, porque ha sido de largo lo mejor, más entretenido y divertido de lo que se ha visto en la Grieta.

El favoritismo de KIYF se fue diluyendo conforme avanzaba la partida y JaVaaa fue el punto de inflexión para cambiar la dinámica de una partida igualada con un gran dive en bot de los pingüinos en el que el adc sacó una triple decisiva para crecer.

Los ninjas fueron superiores en la fase de líneas pero a partir de esa jugada los de Marhoder cambiaron el rumbo, controlaron el midgame y se impusieron en la grieta a pesar de ver cómo Aesthetic les robaba un Nashor imposible en un 2v5.

A pesar del bufo Penguins siguió controlando el mapa y manejó los tiempos…hasta el siguiente Nashor, de nuevo para KIYF en lo que empezaba a convertirse en una fiesta total en la Grieta del invocador. Orome tenía en su mano la partida con Vladimir y tuvo varias peleas grupales claves, pero JaVaaa se hizo grande y con el apoyo del Aurelion Sol de Siler lograron las cazadas claves para hacerse con la partida.

El dato, el 16/2/11 del tirador español, que llegó a sobrepasar los 52.000 de daño con Kai’Sa.

En el segundo mapa Orome quiso rehacerse y sacó a Irelia en la calle superior y a pesar de la locura inicial, Ippon impuso su ley con Graves en la jungla. A ello se le unió el gran nivel de Siler, que cerró una serie espectacular con Ekko.

El gran early de los pingüinos se completó con tres infernales y a partir de ahí todo fue rodado para ellos, que dominaron a pesar de perder el primer Nashor (al sacrificarse por el tercer infernal).

Glebo se sobró con Shen tanto en apoyos como baiteando y la balanza entre jungla y medio les valió para ganar y colocarse entre los cuatro equipos que están igualados en la zona alta de la clasificación.

Este no es el MAD Lions que conocemos

Que este titular pueda llevarse a la máxima tras la jornada de hoy demuestra en lo que se ha convertido MAD Lions en tan poco tiempo, porque a pesar de estar muy lejos de su mejor juego, la marca de los leones está tan alta con lo conseguido la temporada pasada que ni una victoria quita el mal sabor de boca.

Así lo ha aclarado Werlyb tras ganar 2-0 a Dragons, alto y claro: “Estamos muy perdido en el mapa, no somos lo que éramos. Es un poco duro de un mes a otro ser el mejor a ser un equipo malo, creo que es lo que somos“. Y es que tanto la cara de los jugadores como del propio Araneae tras la victoria hablaban por sí solas.

Los leones estompearon en el primer mapa manejando a su merced el mapa, con rotaciones perfectas en el early y siendo muy superiores. De hecho Dragons tuvo que arriesgar 5v5 yendo a por el Nashor con todo perdido y casi no hay análisis posible para la partida.

Pero el segundo mapa dio pie al debate. Sin Nixerino una serie más y con Barcode como tirador, Dragons dio mejores sensaciones,

En la segunda Dragon buscó el caos desde los primeros minutos e intentaron romper la partida con un flanqueo espectacular de Sacre con Kennen, el más activo de los dragones. Los leones no supieron ejercer su condición de victoria en el early y todo parecía estar destinado al Kog’Maw de Dragon, pero sin Nixerino los errores se notaron en exceso y con paciencia MAD terminó llevándose la partida tras un error de Barcode defendiendo la base.

Así queda la clasificación tras la tercera jornada:

clasi

No hay comentarios

Dejar una respuesta