Compartir

La KeSPA Cup nos está dejando, además del primer torneo oficial de 2020, muchas imágenes algo más que curiosas como la nueva sinergia de T1, conocido anteriormente como SKT, o el debut de algunas personalidades que serán importantes en LCK con un reconocido pasado.

Se enfrentaron así T1 y SANDBOX durante la primera semifinal de la KeSPA Cup con el aliciente de los estrenos de Canna en la toplane, Cuzz en la jungla y Kuri en la posición de support en partidos importantes para el equipo de T1, mientras que los seguidores de SANDBOX tenían su mira fijada en otro lugar.

No sería otra que en la posición de entrenador, donde Fantasy, el que fuera jugador de Starcraft II para el conjunto de SKT ocupaba el puesto de entrenador tras colgar el teclado y anunciar su fichaje por SANDBOX el pasado 20 de noviembre.

Se cierra así un ciclo para el ahora entrenador de 28 años y se abre camino en League of Legends y es que, casos de jugadores que al retirarse pasan a ser entrenadores a cientos pero triunfar con SKT en Starcraft II para pasar a enfrentarte al mismo con otro escudo en su modalidad reina pueden contarlo muy pocos.

Su apuesta en la Grieta fue Rumble, Elise, Qiyana, Miss Fortune y Nautilus que lejos de ser una mala composición, consiguió doblegar al conjunto tres veces campeón del mundo durante la primera partida en algo menos de 40 minutos con dos dragones de montaña en su haber y finalizando con un Baron Nashor.

La temporada para Fantasy puede ser realmente complicada debido al alto nivel mantiene la LCK con T1, Gen.G, DragonX, Griffin o Damwon aunque el nuevo grupo de FATE, GorillA y compañía son aspirantes a todo.

Compartir
Artículo anteriorLa década de Fnatic en imágenes, de xPeke a Rekkles y el cambio de logo
Artículo siguienteQiyana como solución para contrarrestar a Maestro Yi

No hay comentarios

Dejar una respuesta