Compartir

La temporada de Schalke 04 en LEC no está siendo ni mucho menos la que tenían pensada, y ni siquiera los cambios parecen mejorar el juego del equipo. Una situación que tiene muy afectados a sus jugadores, especialmente a un Odoamne que dio la cara tras el enfrentamiento contra SK Gaming de este sábado.

«Si me entra el bajón seguro que va a ser luego y no ahora delante de las cámaras. No sé… es muy decepcionante«. El toplaner rumano aguantaba las lágrimas en público, visiblemente tocado con la que ya es la sexta derrota del conjunto alemán, que aún no conoce la victoria esta temporada. Una racha nada halagüeña, más cuando quizá ahora llegue una de las semanas más difíciles de la temporada. 

Ante esa situación del 0-4, Schalke 04 movió piezas con la entrada de Lurox por Gilius. Y tras la derrota del viernes muchos achacaron el resultado a una falta de sinergia con el nuevo jungla, aunque Odoamne lo tiene claro: «Ya teníamos problemas antes en las primeras dos semanas, y no eran problemas con Gilius. Y ahora tampoco tenemos peor sinergia solo porque esté Lurox«.

Pero quizá el mayor problema de Schalke 04 es no saber cuál es ese problema, o no saberle ponerle solución: «Creo que cuando nos pusimos 0-4 empezamos a jugar con más y más miedo a perder. Y… no sé, dejamos de ser decididos […] Ya no hacemos jugadas firmes, si no que es más -Vamos a intentar esto- o -Quizá debamos hacer esto otro-… y nadie toma la decisión final«, comentaba Odoamne. «Es mucha la presión, normalmente tengo buenas ideas de lo que podemos hacer o de lo que yo puedo hacer, pero realmente no tengo las herramientas«.

Con un 0-6 en contra, Schalke 04 tiene unos duros días por delante, pues a la vuelta de la esquina esperan ni más ni menos que Rogue y G2 Esports, conjuntos a los que se medirán en la próxima semana de LEC.

Compartir
Artículo anteriorBCN Squad mueve ficha en el equipo tras el mal inicio de temporada
Artículo siguienteMAD Lions remonta ante Rogue destrozando con otra Soraka top

No hay comentarios

Dejar una respuesta