Compartir

Los más de 180.000 espectadores de Twitch en Teamfight Tactics a primera hora de la tarde eran un ejemplo perfecto del boom del auto chess de League of Legends en su primera tarde de vida en Europa, un éxito que llegó de lleno al cliente provocando un control por parte de Riot Games tras la entrada masiva de jugadores, en cristiano, de 15 a 30 minutos de cola para jugar.

El plan marcado para el lanzamiento global de la beta de TFT empieza a ponerse en marcha en el punto de más incremento de jugadores y es que Riot Games ha comenzado a activar un control de cola sobre las 16:30h. de este jueves de estreno para medir la seguridad de los servidores.

Aunque el límite comenzó siendo de 15 minutos, con el paso de las horas se llegaron a ver casos de jugadores esperando incluso más de dos y tres horas, una situación que de momento Riot está controlando para evitar un crasheo justo en el momento más fuerte de su juego en el viejo occidente tras el lanzamiento escalado.

Con algún problema en el cliente entre lags y errores al entrar, Teamfight Tactics es el foco más fuerte de auto chess ahora mismo y está recuperando a gamers míticos que en su día estuvieron en League of Legends y que ahora vuelven para retomarlo desde la estrategia de TFT. Uno de los casos más sonados, el de ElRubius.

El riesgo más alto debería llegar entrada la noche, la hora de más afluencia normalmente en Twitch y directamente en los juegos, de ahí que la decisión de estrenar TFT en Europa se pasara a la madrugada de este pasado miércoles, en concreto a las 05.00h. de la mañana.

Precisamente por ese boom finalmente se limitó la cola para entrar y esa información se redirigió al ticker oficial del juego, una web donde se actualiza la situación del juego, la del cliente y la de la tienda.

No hay comentarios

Dejar una respuesta