Compartir

El hechizero de las runas ha vuelto a estar en el punto de mira de Riot Games. Siendo uno de los campeones más difíciles de equilibrar, Ryze es uno de los principales protagonistas de la actualización 9.12, la última en llegar al servidor principal de League of Legends. El nuevo rework de su kit de habilidades ha abierto el debate en la comunidad: ¿Está muy fuerte o va a desaparecer por completo del meta?

A favor de que va a desaparecer corren varios argumentos. En primer lugar, su maná base se reduce en un 25%, de 400 a 300. Además, su daño se reduce en Descarga eléctrica y Tormenta eléctrica en los últimos niveles. Por último, pierde el escudo de Descarga eléctrica y Prisión rúnica será una ralentización si el objetivo no ha sido antes marcado con Flujo. Profesionales como Miniduke han sido los primeros en poner el grito en el cielo para anunciar la “muerte” del campeón.

A favor de que el rework le va a sentar bien está el cambio de la pasiva de Tormenta eléctrica, que ahora no necesitará matar al enemigo para expandir las marcas de Flujo. Además, el daño en los niveles bajos de Tormenta eléctrica y Descarga eléctrica aumenta, así como su escalado y su sinergia con Flujo. En general, parece que será un campeón más fácil de usar, ya que no tendrá esa dependencia de combinar sus habilidades para gestionar escudos o hacer mucho daño en área en las peleas de equipo.

Solo las estadísticas en las colas clasificatorias y en los circuitos profesionales desvelarán el verdadero estado de Ryze, pero en líneas generales parece un campeón con más daño y más sencillo de usar, lo que son virtudes. La pérdida de escudo o de la inmovilización instantánea le perjudican, pero a fin de cuentas en peleas largas seguirá siendo letal.

No hay comentarios

Dejar una respuesta