Compartir

La última actualización de Overwatch en PTR –Reino Público de Pruebas– añadió muchas opciones nuevas para nuestras partidas personalizadas, entre otras cosas.

Como es lógico, la comunidad ha hecho despliegue de una tremenda creatividad, resultando en modos para todos los gustos y colores.

Para que no os perdáis la fiesta que se ha montado en Overwatch, hoy os traemos los modos de juego más divertidos que podemos encontrar gracias al explorador de partidas.

Simulador de pro Genji

Un modo de juego sólo con Genji y velocidad de movimiento al máximo. La main support que llevo dentro se estremece sólo con pensarlo, la verdad. Pero bueno, si queréis jugar a ser Seagull durante un rato, el simulador de pro Genji es vuestro modo de juego.

Soldado vs Predator 

Con Predator realmente queremos decir Sombra, claro. Otro modo de juego que da escalofríos, aunque por motivos diferentes. Tenemos por un lado una Sombra superpoderosa con velocidad de movimiento aumentada contra tres valientes Soldados sin ninguna habilidad. Que comience la cacería.

Dodgeball sólo con Ana

Solo que en lugar de esquivar pelotas, tenemos que esquivar granadas bióticas y dardos sedantes. Suena divertido, y además lo es. Obviamente ninguna de las entrañables abuelitas tiene tiempo de enfriamiento en las habilidades, así que tendremos que poner a prueba nuestros reflejos.

Batalla final contra el jefe

Aquí el jefe es Winston, que va en este modo muy chetado, con la salud al máximo y armadura. Estará solo contra el mundo, ante seis oponentes que buscarán tumbarle de cualquier forma. Como si de una batalla final contra un boss se tratase.

Bienvenidos al salvaje, salvaje oeste

Otro modo que da escalofríos, sólo por el hecho de escuchar constantemente “It’s hiiigh nooon” y no saber de dónde viene. Aquí tenemos a doce McCree solos ante el peligro para coronarse como reyes del salvaje oeste Egipto. Todos tienen la velocidad de carga de ulti al máximo y no hay tiempo de enfriamiento de habilidades.


Estos son algunos de los ejemplos de modos que los jugadores han creado con las nuevas opciones de partidas personalizadas, aunque las posibilidades son extremadamente amplias ahora.

Tenemos muchos más modos de juego que resultan incluso perfectos para entrenar, como partidas con Widowmaker en las que sólo valen los tiros en la cabeza.

Y por supuesto, hay opciones muy locas como mapas con Lúcio a velocidad máxima para echar carreras, o para surfear el mapa al más puro estilo Counter Strike.

Podemos concluir que las nuevas opciones de las partidas personalizadas abren una nueva etapa en Overwatch, sin duda.

No hay comentarios

Dejar una respuesta