Compartir
El backdoor en Wild Rift

Riot Games sigue dando pasos agigantados para finalizar cuanto antes su etapa de beta cerrada de Wild Rift, y a medida que se van realizando más y más pruebas en nuevas regiones, el juego se va actualizando para alcanzar la plenitud de lo que debe ser la experiencia de juego definitiva en esta versión de LoL móvil.

Con esta premisa, recientemente fue puesto en marcha el parche 0.5 , acorde aún a esta mencionada beta cerrada que hace tan solo unos días se expandió a Corea del Sur y Japón, reiniciando a su vez las cuentas de los usuarios de Filipinas, Indonesia, Malasia, Singapur y Tailandia que podrán seguir probando el juego hasta nueva orden (y que probablemente se mantengan cuando el juego, por fin, llegue a Occidente).

Un parche que incluye todo tipo de pequeñas modificaciones, entre las que llama la atención una en especial pues hablamos de un nerfeo a las torretas que podría ser contraproducente respecto al deseo de Riot Games de mantener una duración media de 17 minutos para las partidas.

Se trata de un cambio al protector del efecto dominó, que consiste en un bonus defensivo para las estructuras, el cual se activa cuando un equipo pushea una línea y tira dos torretas de ese carril en 45 segundos de diferencia. La siguiente estructura, nexo incluido, recibe ese ‘escudo’ durante 30 segundos. Una reducción de daño que baja del 66% al 30%.

Por ende, esto significa que el equipo que ha conseguido manejar una buena oleada, lo tendrá más sencillo para seguir atacando, y por tanto esto podría significar una reducción de la duración de las partidas de Wild Rift, alterando la experiencia de juego. Si antes un equipo podía preferir no arriesgar y seguir pusheando, ahora con ese escudo reducido a la mitad, lo tendrán más fácil de cara a destruir la base, y por tanto volver a las temidas partidas de 10 minutos.

No hay comentarios

Dejar una respuesta