Compartir

La final del Blast Pro Series de Madrid iba a enfrentar a Astralis, sin duda el mejor equipo del momento y a ENCE, uno de los más claros aspirantes a reclamar el título de equipo revelación. Con un público entregado los dos equipos nos ofrecieron una de los mejores espectáculos de CS:GO que hemos visto en mucho tiempo.

Los picks de la final

La primera sorpresa de la noche fueron los picks de mapas. ENCE prefirió eliminar Vertigo antes que NUKE, el mapa favorito de Astralis y que lógicamente eligió el equipo danés. Por su parte, ENCE pickeó Train, un mapa que se le da muy bien y en el que se sienten seguros. El tercer mapa que se jugaría en caso de empate iba a ser Dust2 después de la eliminación de Overpass e Inferno, mapas que sólo se han jugado una vez durante el torneo.

NUKE

El claro ejemplo de que cualquier cosa puede pasar en CS:GO ha sido este mapa. Nuke había sido el feudo indiscutible de Astralis hasta hoy. Lo que parecía un error de ENCE en los Picks, escondía una decisión valiente y trabajada que ha llevado al equipo finlandés a romper la racha de victorias de sus rivales.

Con ENCE como CT el partido se les ponía de cara desde el principio. No sólo vencían sino que lo hacían con contundencia. Se llevaron pipas así como las siguientes 4 rondas y terminaron la primera mitad del mapa 11-4. Con el cambio de lado, Astralis pareció despertar aún así la ventaja ya era demasiado grande y ENCE se llevaba el primer mapa 16-9. El mejor jugador fue Aerial con un 1.59 de ADR.

TRAIN

El segundo mapa iba a ser el definitivo. Astralis se adelantaba en el mapa para llevarse las primeras rondas en lo que parecía el mundo al revés. ENCE que a priori era el favorito por haber ganado en este mapa 7 de las últimas 8 veces que se jugó, parecía algo confuso pero supo reponerse y la primera mitad del mapa terminaba 7-8

Con el cambio de roles el partido se igualaba y las rondas iban cayendo en ambos lados hasta que con el 10-10 los finlandeses ponían la directa y se alejaban en el marcador hasta el 11-15. Astralis no se iba a rendir y llevaba el partido al 12-15. Fue entonces cuando un tiempo muerto decidió el partido.

Tras el tiempo muerto ENCE decidió hacer una eco a pesar de que la victoria estaba muy cerca. La estrategia les salió bien, pues a pesar de perder la ronda, encararon el ultimo cruce con todo la economía saneada y pudieron llevarse al mejor equipo del mundo por delante. Finalmente todo terminaba 13-16 a favor de ENCE.

Este 2-0 deja a Astralis muy tocado pues parece que esta Blast pro Series no le está sentando muy bien. Después del mal papel que realizó en Miami, ahora pierde en la final contra ENCE. Veremos si es el final de su etapa como mejor equipo del mundo o solo un bache momentáneo.

No hay comentarios

Dejar una respuesta