Compartir

Con casi todo el pescado vendido tras proclamarse Movistar Riders líder de la fase regular, los gigants con la segunda plaza asegurada y habiendo atado sus plazas de playoffs tanto MAD Lions como KIYFmuy poco era lo que faltaba por decidirse en esa última jornada de Superliga Orange de League of Legends.

Sin embargo si que habría un duelo decisivo, el que enfrentaría a los leones contra la armada. Y es que MAD Lions se jugaba evitar a Movistar Riders en semifinales y para ello solo le valía la victoria que finalmente terminaron cosechando. Ahora todo queda en mano de los ninjas, algo que también le dará sabor al día de mañana con el KIYF contra Riders que a buen seguro querrá terminar invicto.

Carbono hace volar a los monos

La jornada comenzó con el duelo descafeinado entre Dragons y eMonkeyz. Ninguno de los dos se jugaba nada, a excepción de maquillar la temporada. Una tranquilidad que provocó numerosos fallos y errores de relajación por parte de ambos equipos.

En el debut de Gaax por la baja de Homi, el support se mantuvo firme en ciertos tramos. Al menos en los que Dragons estuvo fino hasta el punto en el que se olía el stomp. Pero si fallaban los monos también lo hacían los dragones, que se terminaron durmiendo para regalar un Nashor que eMonkeyz aprovechó para hacer mucho daño y terminar creando una bola de nieve que el rival no pudo remontar.

Muy diferente fue el segundo mapa. Los monos dejaron atrás la relajación y se mostraron mucho más serios. En una partida en la que Carbono imponía su ley con Xin Zhao, Sacre tiraba como siempre del carro de los dragones.

Pero a pesar de los brillantes intentos del toplaner, el dominio del jungla español era demoledor, cerrando el mapa con 14 de KDA. La ventaja cada vez era mayor, y ya al 18′ los monos conseguían abrir base. Un eMonkeyz al que le salía absolutamente todo, demostrando un gran juego que hacían presagiar un final muy diferente de la temporada si esta hubiese tenido una jornada más.

Werlyb y Nemesis se intercambian para sorprender a Army

Tras la victoria de los monos, MAD Lions saltaba a la Grieta con necesidades. Pero un Army en un estado de forma muy bajo sorprendía ejecutando un brillante early, con KaZe dominando a Werlyb y sumando importantes recursos para el devenir de la partida. El contrapunto lo ponía Nemesis, que ya desde muy pronto abusaba de Zwyroo en medio.

Con Army llevando el timón del encuentro, la necesidad se apoderó de un MAD Lions que comenzó a arriesgar, lo que se traducía en importantes cazadas y kills para Crownshot. Viendo la remontada en el horizonte, se lanzaron a por un Nashor que terminó siendo clave. KaZe splipusheó a placer, pero los leones entraron en base rival. Con las siguientes oleadas, la remontada ya era una realidad, y MAD Lions terminó cerrando muy rápido una victoria muy valiosa.

Con el 1-0 en la mano, y la necesidad de sumar los tres puntos, MAD Lions sorprendió a Army intercambiando las posiciones de Nemesis y Werlyb. El esloveno ocupaba la toplane con Irelia y Werlyb hacía lo propio con Rumble en la midlane, donde cazaba a Kadir en un desposicionamiento fatal con Nidalee.

El jungla necesitaba sacar ventaja con la campeona, y lejos de ello no pudo hacer más que desaparecer ante las ventajas creadas por Nemesis y Werlyb. Con dicha ventaja, los leones juntaron líneas y comenzaron a abusar en teamfights para crear una enorme superioridad. Aunque con media partida en la mano, el miedo a arriesgar más de la cuenta se empezaba a notar, y comenzó un largo baile en la zona del Nashor.

Allí conseguían cazadas sueltas, pero no se atrevían a rushear el Barón. Todo hasta un despiste de Army, que permitió a selfmade atar al Nashor y, junto a Werlyb, iniciar una fabulosa teamfight en la que Crownshot se sacó una QUADRA que sentenciaba la partida, y le hacía sumar un nada desdeñable 22 de KDA en la serie. Ahora toca a esperar a KIYF, que debe ganar a Riders si quieren recuperar esa tercera plaza, ahora en manos de MAD Lions.

No hay comentarios

Dejar una respuesta