Compartir

Muy pocos podían augurar que tras un brillante 2016 y un fantástico inicio de 2017, Virtus.pro pasase de ser uno de los mejores equipos del mundo a ser de los primeros eliminados de los principales torneos. Esta pasada ELEAGUE Major no fue diferente y Virtus.pro se despidió de Boston a las primeras de cambio. Una dura derrota en la que pierdieron su status de Leyenda y de la que sus jugadores, lejos de desanimarse, buscan sacar fuerzas para volver a levantar al equipo.

«O tenéis razón y estamos acabados, o esto hará que el equipo resucite«, comentaba el capitán y rifler de Virtus.pro, Wiktor ‘TaZ’ Wojtas en redes sociales tras la eliminación en la ELEAGUE Major. Un palo bastante duro pues eran los vigente sub-campeones: «Ojalá pudiésemos dejar de preocuparnos sobre lo que dice la gente y centrarnos en ayudarnos mutuamente. La gente quiere sangre, pero está en nuestras manos el dársela o levantarnos de una puñetera vez«.

Unidos desde enero de 2014, Virtus.pro es una de las plantillas más veteranas de la escena, y que más tiempo lleva jugando juntas. Algo que le llevó a lo más alto y a que la organización confiase en ellos renovando sus contratos hasta 2020 en diciembre de 2016. Llegar a ese punto en el que eran respetados por la comunidad y compañeros es lo que desean, aunque parece quedarles un largo camino por delante.

No hay comentarios

Dejar una respuesta